seguros de las tarjetas de credito

Las tarjetas de crédito y sus seguros: esto es lo que nos cubre

Las tarjetas de crédito son las grandes aliadas a la hora de efectuar compras. Cada vez su implantación es mayor y está más extendida. El uso de efectivo se reduce, y con la crisis del COVID-19, hay una mayor utilización del plástico para pagar. Muchas personas desconocen que los seguros de las tarjetas de crédito son un gran aliado a la hora de pagar. ¿Sabes qué tipo de coberturas tienes en tus tarjetas?

¿Qué es el seguro de una tarjeta de crédito?

Por norma general, los seguros de las tarjetas de crédito vienen incluidos, no hay que abonar nada por ellos. Ofrecen coberturas variadas, y podemos conocer sus coberturas consultando las condiciones de contratación o póliza. Las seguros de las tarjetas de crédito nos protegen ante diversas contingencias. Como uso fraudulento, fallecimiento o saldo pendiente.

¿Se pueden mejorar las coberturas?

Las tarjetas de crédito vienen con un seguro básico, que dependerá en sus coberturas de la exclusividad de la tarjeta. Por ejemplo, los clientes de la tarjeta American Express, disfrutan de muy buenas coberturas de manera estándar. Sí, dependiendo del tipo de tarjeta, se pueden ampliar las coberturas que sus seguros nos ofrecen.

¿Qué coberturas suelen ofrecer?

Son variadas y dependerán del tipo de tarjeta y contratación posterior de algunas mejoras; pero suelen ser las siguientes:

Saldo pendiente

Se trata de una de las básicas. En caso de fallecimiento o circunstancias graves del titular. Como desempleo prolongado, el capital pendiente que queda por abonar de la tarjeta. Todo esto está cubierto por el seguro.

Contingencias en viajes

Desde un retraso en el aeropuerto, cancelación en vuelo, enfermedad del titular y sus gastos médicos, pérdida de equipaje… Se suele ofrecer como extra en las tarjetas más corrientes; y como cobertura básica en las más exclusivas.

Uso fraudulento:

Es otra de las coberturas que suele venir de serie. Incluye el robo en cajero, el phishing.

Protección de compras

Cualquier problema surgido durante la adquisición de un producto. Por ejemplo, compramos algo en una tienda on line y no llega jamás. O un error en una compra física que no se ha podido resolver, como un cobro duplicado.

Protección aparatos electrónicos

Dado el auge del uso de dispositivos móviles, la protección de aparatos electrónicos es una buena cobertura. Se ofrece de manera adicional y hay que pagar por ellos. Desde la rotura de pantalla, al robo o incluso extravío. Este tipo de seguros está tomando mucha fuerza.

Para poder beneficiarse de las ventajas de los seguros de las tarjetas de crédito, siempre es necesario poder demostrar que nos ha ocurrido una contingencia. Por ejemplo ir a una comisaría a denunciar falsamente el robo del terminal para conseguir su sustitución no es una buena idea. Además de ser un delito, los autores de esta estafa suelen terminar con una denuncia por simulación.

En el caso de contingencias en viajes. Bastará con ir guardando los tickets de los gastos que hayamos realizado durante el periodo de incidencia para poder tener las espaldas cubiertas. Y muy importante, tener a mano el teléfono de la aseguradora para poder reclamar.

Los seguros de las tarjetas de crédito están para ayudarnos en caso de problemas. Gracias a ellos, podemos tener unas garantías que pueden venir muy bien siempre. Conocer sus coberturas y cuándo podemos usarlas es la mejor manera de poder disfrutar de ellas en caso de necesidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba